Götzis

Este fin de semana se disputó el mejor meeting de pruebas combinadas del mundo, el meeting de Götzis. Brianne Theisen Eaton se hizo con una fantástica victoria en el heptatlon femenino, consiguiendo su récord nacional con 6.808 puntos. Para ello tuvo que hacer tres marcas personales: en altura, con 1.89; en 200, con 23.34 y en longitud, con 6.72. Protagonizó un bonita lucha durante los dos días junto a Dafne Schippers, y también con Jessica Ennis-Hill, aunque finalmente se llevó la victoria por unos 250 puntos.

En el apartado masculino la victoria fue para el alemán Kai Kazmirek con 8.462 puntos, quedándose muy cerca de su mejor marca personal. Destacó la gran actuación de los alemanes, colocando a 3 sus atletas entre los 4 primeros. De esta manera, Kazmirek ganó esta edición de Götzis mientras que Rico Freimuth fue segundo y Michael Schrader fue cuarto. El único que pudo hacerles sombra fue el sudafricano Willem Coertzen, aunque para ello tuvo que batir el récord nacional.

Pero durante los dos días en Götzis se produjeron muchas más cosas.

LA DIFERENCIA ENTRE SER EL MEJOR Y SER EL MÁS GRANDE

Todavía faltaba tiempo para que empezara la primera prueba. El speaker llevaba unos minutos sin hablar mientras Ashton Eaton se acercaba al centro de la pista. Micro en mano empezó: Ladies and gentleman! y un silencio. Como si nadie se hubiera dado cuenta de que el que estaba hablando era el plusmarquista mundial. I’m Ashton Eaton, continuó. Y un ohhhhh! exclamó toda la pista. Como si se tratara del mismísmo shut up and deal de las WSOP donde el organizador anuncia el inicio del evento, muchos nos pensábamos que el americano se encargaba de dar el pistoletazo de salida.

Pero no fue así y a partir de aquí un monólogo, pidiendo disculpas porque no participaría en esta edición del meeting de Götzis. Un gesto que le honra, porque a diferencia de muchos, Eaton es el mejor dentro y fuera de las pistas. Ashton Eaton había anunciado que atacaría el WR en este meeting y ahora se veía con la obligación de explicar a los aficionados el porqué de su retirada. Sin duda, un acto de mucho valor que, por desgracia, solo son capaces de hacer unos pocos.

EL MOMENTO TAIWO

Jeremy Taiwo es un atleta estadounidense que llegaba a Götzis sin una gran marca (teniendo en cuenta qué es Götzis). Era su primera participación y seguro que para mucha gente pasaba desapercibido. Eso hasta llegar la primera prueba, donde el norteamericano vestía su tradicional camiseta negra de Spiderman. Con esto Jeremy Taiwo ya se había ganado a una parte del público.

Más tarde llegó el salto de altura, donde Taiwo posee una marca personal de 2.25, aunque nadie lo hubiera dicho cuando saltó los 2.00 metros. Fueron pasando las alturas hasta que Taiwo se quedó solo y empezó el espectáculo. Al más puro estilo norteamericano, pidiendo palmas y subiendo los decibelios de la música hasta llegar al rojo, Taiwo consiguió sacar los aplausos de prácticamente todo el estadio, jóvenes y mayores. Todo un espectáculo donde el norteamericano se ganó al público asistente. Para finalizar y viendo el espectáculo que había montado, Taiwo decidió poner el récord del meeting en salto de altura, pasando de 2.15 a 2.24, aunque finalmente pensó un poco y paró de competir debido a unas molestias en la rodilla.

LA RETIRADA DE DAFNE SCHIPPERS

Dafne Schippers era una de las atletas preferidas por el público asistente. Esto lo demostró en el salto de altura, justo la segunda prueba del heptatlon, donde la holandesa consiguió pasar su primera altura al tercer intento. Todos sabíamos que si Schippers fallaba, el debate sobre su futuro estaba claro. Por eso, ante su tercera tentativa muchos seguidores empezaron a dar gritos de ánimo a la holandesa que, por fortuna, superó el listón y no hizo los tres nulos.

El heptatlón de Dafne Schippers fue un calvario y demostró, a pesar de estar en una gran forma, que no está preparando las pruebas combinadas. Presentó muchos problemas en el salto de altura, en la longitud y en la jabalina, pruebas muy técnicas que requieren sus horas de entrenamiento. A pesar de los problemas, si Schippers hubiera terminado su heptatlón habría hecho marca personal, seguramente habría terminado el meeting de Götzis en segunda posición.

No sabemos porqué no corrió el 800, pero nos cuesta creer que fue por una lesión de rodilla. Sí que es verdad que presentó problemas durante todo el heptatlon, pero el 800 era la prueba menos agresiva para su rodilla. El futuro de Dafne Schippers parece estar bastante decidido.

Brianne Theisen Eaton

Y EL ESPECTÁCULO DE GÖTZIS TERMINÓ

Terminó una edición más del meeting de Götzis y ya van 41. Solamente hay que decir que el concepto de atletismo que tienen fuera de España es muy diferente a lo que tenemos aquí. Götzis es una pista con solo 6 calles, no hay prácticamente gradas en la instalación y la gran mayoría de espectadores iban con su manta, su silla y su sombrilla a pasar el día viendo atletismo (el horario de 10h a 19h se prestaba a ello). Las entradas se terminaron, y eso que había que pagar, algo que aquí nos cuesta entender.

En definitiva otra forma de entender atletismo, sin grandes estadios, sin grandes pretensiones y sin grandes cantidades de dinero. Lo primero es trabajar para organizar un buen meeting. El dinero y el prestigio vienen por sí solos.